top of page
Buscar

El renacer de la confianza

Diálogo virtual entre José María Gasalla (Director Ejecutivo de Alta Gerencia Internacional Unión Europea - España) y Oscar Malfitano Cayuela (CEO de Alta Gerencia Internacional).





No te pierdas un nuevo diálogo virtual entre dos amigos José María Gasalla (JMG) y Oscar Malfitano Cayuela (Dr.Piedrola).

Dos amigos que separados en dos continentes, comparten confianza, visiones de ver y sentir la vida, dos amigos que a pesar de esa distancia de km, están siempre cercanos.











José María Gasalla

Director Ejecutivo de

Alta Gerencia Internacional

Unión Europea - España













Oscar Malfitano Cayuela

CEO de Alta Gerencia Internacional






JMG: Desde España, en Mallorca nos dice:

Y vamos terminando el año, un año marcado por la guerra en Ucrania, la crisis de materias primas, de la energía, de semiconductores, la incierta terminación del COVID- 19, la inflación… Y las grandes desigualdades entre países y dentro de cada país.


Dr. Piedrola: Aquí en Argentina comenta: Nada es igual, terminamos el año con:

  • la mayor crisis de política institucional en democracia,

  • grietas más profundas, entre el Gobierno y la oposición,

  • liquidación de exportaciones récord, pero con un Banco Central sin dólares,

  • crisis energéticas a pesar del sobrante de reservas de gas y petróleo,

  • conductores gubernamentales del mismo partido, en dónde cada cual juega su partido en diferentes canchas,

  • inflación cercana al 100 % anual y con próximos aumentos de tarifas de luz y gas que superarían en algunos casos el 100%,

  • salarios ajustados muy por debajo de la inflación, acompañados por un festival de bonos dádiva que intentan contener la pobreza de la población que ya alcanza al 43 % de los Argentinos.

  • Más de 15 tipos de dólar

Pero la pasión futbolera y la emoción de haber logrado el campeonato mundial de fútbol, aunque sea por un tiempo breve nos hace llorar de alegría, sonreír y hasta estar bien, logrando un estado de bien estar, raro, diferente, que hasta nos hace ilusionarnos en un futuro mejor, por eso, como dice la canción…Nada es igual. Caminamos juntos por calles grises hablando sin parar. Cuando el tiempo pasa y la noche llega nos sentamos a mirar. Cómo corre el mundo y la mitad del mundo, duerme también. ¿Dónde vas, hombre? ¿Dónde vas, mujer?. Y este amigo me dice que sentía frío por las noches de calor. Que hace un tiempo creía que era imposible estar bien en soledad…Nada es mejor, nada es igual. El tiempo es amigo si estás donde estás…Nada es mejor, nada es igual



JMG: Y a veces al sentir el dolor de estos fenómenos que cada día resuenan en nuestros oídos y algunas veces en nuestro cuerpo, e incluso en nuestra alma, nos olvidamos de mirar al mundo desde arriba y poder darnos cuenta de que ese mundo está mejor que hace 10, 20, 50 o 100 años atrás.


Dr. Piedrola: Querido José María, acepto lo que dices, pero … desde arriba, nos están mirando más de 130 mil Argentinos fallecidos por ese error humano, al que se llamó pandemia.


JMG: No es un consuelo, es una realidad la disminución del hambre, de las muertes infantiles, incluso de las guerras. No se trata de conformismo. Cada uno, desde su responsabilidad tiene que seguir aportando a ese deseable bienestar “para todos”.


Dr. Piedrola: Para lograr ello, durante el “Convivirus” escribí sobre la “recursión personal, organizacional y social” para superar el estado caótico de la globalización.


JMG: Cambiaremos el mundo a mejor comenzando por cambiar nosotros en nuestro día a día. Utilizando la palabra, pero no solo. Comenzando por ser ejemplo para otros, sean vecinos, amigos, hijos o nietos. El ejemplo es la herramienta de educación más poderosa que existe. No cayendo, eso sí, en mirarnos el ombligo y pensar que somos el modelo a seguir. Hay muy diversos modelos que también sirven.


Dr. Piedrola: Puedes cambiar el mundo en un instante, empiezo por mí. Gracias Alejandro Lerner.


JMG: Es cuestión de confiar más en el otro en momentos en los que la confianza está en niveles mínimos. Abrámonos a confiar en los diferentes y cuestionemos nuestros antiguos paradigmas y creencias, que a veces nos han encerrado en una torre desde la que juzgamos alegre y frívolamente.



Dr. Piedrola: Recrear la autoconfianza, volver a empezar, volver a confíar, me puse a buscar en Google y encontré esto que escribió un amigo que admiro.


JMG: Son momentos de más compasión y menos juzgar.


Dr. Piedrola: Son momentos de repensar cómo vivir mejor.


JMG: Y mientras el mundo va como va, yo estoy sintiendo que un reajuste se está produciendo en mi cuerpo físico. Desde hace meses algo no funciona bien internamente y, al mismo tiempo que trato de saber qué es, trato de intentar entender qué significa y cómo me va repercutiendo emocionalmente.


Dr. Piedrola: El cuerpo alerta y avisa, comunica los sentimientos en un lenguaje especial, que el equipo cerebral decodifica a través de las emociones.


JMG: Y como es natural, cuando no te sientes pleno en ese aspecto físico te aparecen dudas en los demás ámbitos. Y trato de verme integralmente y confiar en el poder de mi estado emocional y espiritual para impulsar a la “carrocería”.


Dr. Piedrola: El sentir tú estado emocional, es hacer conciente y visible los sentimientos y las emociones , ello te posibilita comprender y traducir ese lenguaje especial para recargar con energía positiva el motor de la vida equilibrando todos los sentidos para volver a su armonía natural que cada uno de nosotros necesita para equilibrar el bienestar, es decir, estar bien; la fuerza interior se hace visible y está contigo.


JMG: Proceso, pues, de reajuste, recuperación, reiniciación, renacimiento y por supuesto también aceptación. La no aceptación es uno de los pilares del sufrimiento el cual intento evitar.


Dr. Piedrola: Recursión personal, fortaleza interior.


JMG: El año nuevo es un gran símbolo y metáfora que podemos aprovechar para el renacimiento que cada uno tiene que buscar. ¡Vamos a ello!


Dr. Piedrola: Recursión interior querido amigo



JMG: El reportaje de este mes corresponde a Palma de Mallorca. Allí me fui hace unos días para compartir un tiempo con mi amigo Jaume Mezquida al cual admiro entre otras cosas por su capacidad de gestionar su dolor y no caer en el sufrimiento estéril. Te quiero Jaime. Y las notas musicales corresponden a Phil Collins - Always (Live)

“Porque te amaré. Siempre. Con un amor que es verdad. Siempre. Cuando las cosas que planeas. Necesiten una mano. Lo entenderé. Siempre, Los días pueden no ser justos. Siempre. Pero ahí es cuando estaré allí. Siempre.

No por una hora. No, no, no solo por un día. No por un año. Si no, siempre”


Dr. Piedrola: Cuenta siempre, también conmigo, querido José María.


JMG: Vamos con el artículo del mes: Las palabras y la confianza.

“En el principio fue el verbo” - Juan 1:1. Y el verbo es vida, es movimiento, es acción. Es también desorden, es decir, entropía creciente. Por eso, a veces nos asusta la vida que late en un continuo cambio que de repente se nos aparece disruptivo, impredecible y también en ocasiones, amenazando nuestro frágil equilibrio.


Dr. Piedrola: El verbo es una clase de palabra que denota acciones, procesos, estados que afectan a las personas; el verbo tiene variación de tiempo, aspecto, modo, voz, número y persona y funciona como núcleo del predicado.


JMG. Cuando trabajaba procesos de cambio y transformación en el mundo empresarial, me gustaba manifestar que “la organización ya no existe, lo que existe es el organizarse de continuo”.


Dr. Piedrola: Dice RAE: El verbo organizar tiene una conjugación verbal irregular y es pronominal, es decir que se puede conjugar de manera reflexiva como organizarme, organizarte, organizarse, organizarnos, organizaros y organizarse. Este verbo está reconocido por ella; tú visión es coherente, porque las organizaciones son grupos humanos compuestos por redes formales e informales de interrelaciones creadas con un propósito común.


JMG: “La organización” es el sustantivo, lo que es, lo que permanece, lo cristalizado. “El organizarse de continuo” es el verbo, es la evolución, el desarrollo, la vida, en continuo cambio. El fluir del río que señalaba Heráclito y en el que no nos podríamos bañar dos veces en ese mismo río, porque el río ya no sería el mismo, ni nosotros, seres en evolución continua, tampoco seríamos el mismo ser. No somos, vamos siendo.


Dr. Piedrola: Respecto a la metáfora del río, me acuerdo de un cuento de Derviches, en el que un Rey ordenó que nadie bebiera esta noche agua del río, porque si alguien lo hacía, se volvería loco… Merlín era el encargado de controlar que se cumpliera la Ley del Rey, pero la curiosidad humana, lo sorprendió, porque el que primero fue a beber fue el Rey, poque quería saber cómo pensaba un loco, así sucesivamente, casi todos los habitantes del pueblo, uno tras uno, fueron a beber agua del río; hubo alguien cuyo nombre pongo en reserva, que no fue a beber agua del río, a ese habitante, todos lo llamaban “el loco”, porque pensaba distinto a los demás.

La pandemia, cambió casi todo, la reorganización parece una cosa de locos, pero es factible lograrla, para eso hay que innovar en los procesos y pensar distintos. Si somos, vamos sumando.


JMG: Y la palabra nos ayuda a expresar nuestro hacer, nuestro vivir. Con la palabra nos vamos humanizando para manifestar además de nuestros hechos, nuestros pensamientos y nuestras emociones, y así la palabra nos facilita el comprendernos entre unos y otros e incluso el amarnos.


Dr. Piedrola: En gramática tradicional, una palabra es una unidad de significado que se separa de las demás mediante pausas potenciales en el habla y blancos en la escritura. Es una unidad de la lengua que resulta muy fácil de identificar, tanto en el habla, en las señas, como en la escritura; en gramática emocional, más allá del significado de cada palabra, lo que cuenta es el significante que el cerebro le otorga a ella.


JMG: A veces, sin embargo, las palabras nos parecen escasas. “No tengo palabras… para agradecer…” “Estoy sin palabras…de lo emocionado que estoy”


Dr. Piedrola: Los sentimientos expresan el significante de las palabras, un llanto, una sonrisa….


JMG: No siempre somos capaces de expresar lo que sentimos, las emociones que en un momento determinado nos embargan. Por otra parte, nuestro continuo crear, innovar hace que aparezcan nuevos productos, servicios o formas de hacer a los que hay que colocarles un significante, una denominación, un nombre.


Dr. Piedrola: TQM,


JMG: Y vamos ampliando el vocabulario muchas veces incluso “importando” palabras que al principio nos suenan extrañas pero que al final vamos a aceptar por la frecuencia de su uso.


Dr. Piedrola: Convivirus, Recursión


JMG: Vamos así enriqueciendo nuestra vida, pues como dice Wittgenstein

“los límites de nuestro lenguaje son los límites de mi propio mundo”.


Dr. Piedrola: Los lenguajes comunican la acción: “comunicación”


JMG: Por eso en ocasiones me gusta decir que no existe un único mundo. Cada uno se va creando el suyo y el lenguaje es una herramienta determinante para ello. En este momento podemos encontrar 8000 millones de interpretaciones de nuestro mundo.


Dr. Piedrola: Paz, Amor, Salud, Bienestar, Estar bien.


JMG: Vivimos realidades en las que muchos han decidido avanzar “retrocediendo” hacia un mundo que describen cada vez con un vocabulario más reducido, más pobre, en el que ya no existen matices ni diversas interpretaciones a debatir. Y esa forma reducida de ver el mundo al final nos lleva hacia el relativismo, (todo puede ser, todo es aceptable) y la polarización (o blanco o negro, sin matices ni dudas).


Dr. Piedrola: Recursión


JMG: Acompañando al relativismo y la polarización está también la ausencia de un pensamiento crítico que ayude a distinguir, a dilucidar, a discernir lo bueno de lo malo, lo cierto de lo falso, lo real de lo imaginario.


Dr. Piedrola: Albedrío


JMG: Y claro, para mayor confusión aparece el Metaverso que todavía no sabemos muy bien en qué consistirá, pero nos mete todavía más incertidumbre e incomprensión. ¡Bonito panorama! ¡Tiempos apasionantes!


Dr. Piedrola: ¿Re evolution? o ¿Re involution?

Se viene el “Neuro Link Management”


JMG: Eso les suelo decir a mis hijas. Tiempos en los que seguro surgirán oportunidades para CONFIAR en conseguir un mundo mejor en el que haya más respeto al ser humano de cualquier condición. Haya más igualdad de oportunidades, más justicia, más salud, más y mejor educación, más amor.


Dr. Piedrola: Comparto tú pensamiento, mis nietos, me escuchan más que mis hijos, las semillas crecen en cerebros fértiles que harán un mundo mejor, mi confianza es total

Querido José María Gasalla, desde que nos conocimos compartimos proyectos y nos ilusionamos juntos, nos integramos en valores y en confianza, durante toda la pandemia, me tendiste tú mano y me ayudaste a levantarme y a recobrar la autoconfianza que potenciaste con palabras de aliento, con afectos y con hechos valoro enormemente tanto yo como todos los que integramos Alta Gerencia Internacional; compartimos nuestros propósitos y nos guías para hacerlo con propósito, te agradezco y agradecemos tus valiosas contribuciones que van más allá de tus sabias palabras, porque además nos hacen sentir bien y promueven el bienestar.

Te quiero mucho y te necesito para desarrollar la recursión personal, organizacional y social, para cumplir este propósito solo te escribo algunas palabras que conforman la recursión, para que vos y quienes lean este posteo, estén en resonancia con ellas:

  • reparación, reconstrucción, recreación, reinvención, reinnovación, revalorización, renovación, restablecimiento, reencuentro.

Gratitud y amistad


El propósito de Alta Gerencia Internacional:

Desarrollar personas, organizaciones y comunidades más sensibles, más inteligentes, más responsables, más empáticas y más solidarias.


Imagen: Pixabay

Musicalización Dr. Piedrola

Fuente: You Tube


Palabras finales de AGI - Maximiliano Malfitano Cayuela (Director de Comunicación de Alta Gerencia Internacional)


Queridos José María y Piedrola, como siempre con cada diálogo virtual nos emocionan, nos hacen pensar y nos dan fuerza y herramientas para el día a día, para desarrollar nuestra vida con propósito.

Los necesitamos siempre así, fuertes, "empujándonos" y guiándonos para esa recursión organizacional y personal.




Comentarios


bottom of page